A quien no le ha pasado, que sale un día soleado de paso familiar con el bebé en su cochecito, y de repente, empieza a llover y te das cuenta que no tienes como protegerlo de la lluvia.

Mostrando los 3 resultados