Una de las mejores cosas que se puede hacer para garantizar la salud y el desarrollo de tu bebé es alimentarlo con leche materna, sobre todo durante el primer año. Es por ello que, extraer tu propia leche es una manera de dar leche materna a tu pequeño, de forma saludable.

Mostrando los 3 resultados